¿Cómo hacer que los clientes que deseas vengan a ti y no a tu competencia?

27/03/2020

MsC. Sergey A. Martínez Álvarez

 

 

Todo emprendedor desea que su proyecto de negocio sea exitoso y poder alcanzar las metas trazadas. En este camino existen muchos riesgos, obstáculos y eventualidades operativas que, en ocasiones, hacen perder el rumbo. Un elemento clave en el cual el emprendedor debe orientar su mirada, esfuerzo y colocarlo como un punto de referencia a seguir, para no perderse o desviarse del camino, es el cliente.

El cliente como consumidor

El consumidor es el motor impulsor dentro de una pequeña y mediana empresa. Además de ser el generador de ventas e ingresos, es quien puede consolidar la marca dentro del mercado y permitirnos superar a la competencia. Por lo anterior, debe ser tomado en cuenta como pilar fundamental y centro de atención dentro de las estrategias que realicemos.

Brindar y hacer sentir al cliente, tanto interno como externo, como el ser más importante, ofrecerle una atención esmerada, intencionar la retroalimentación y garantizar la satisfacción de este, son aspectos claves de éxito.

Una marca no necesita que su creatividad parta de acciones de comunicación en las redes sociales, si su concepto de negocio o su producto ya es creativo.

Solo necesita una comunicación que lo refleje acertadamente.

— La Penúltima Casa (en aislamiento) (@lapenultimacasa) March 5, 2020

Atraer, aumentar y sostener a nuestros clientes proporciona volúmenes de ventas e ingresos esperados y por lo tanto el negocio podrá crecer. Por esta razón, desarrollar estrategias para que los clientes se acerquen a nuestro emprendimiento debe ser uno de nuestros principales retos.

Para mostrar cómo hacerlo, te daremos algunas sugerencias que esperamos sean de utilidad.

Tips para crear una estrategia de marketing diferenciada

  1. No te lances al vacío e identifica tu mercado meta, conoce sus necesidades, gustos y preferencias y enamórate de tu cliente, no de tu producto. Por mucho amor que le tengas al producto que diseñaste, si no es acogido por tu público meta, no te empeñes y déjalo ir.
  2. No temas a la competencia, aprende de ella, identifica las buenas prácticas nacionales e internacionales que les han llevado al éxito, adáptalas a tu proyecto e incorpórale tu sello, transforma los elementos débiles de la competencia y conviértelos en fuertes para ti y verás cómo aparecen ideas que se convertirán en ventajas competitivas.
  3. No hagas silencio y genera un ruido positivo sobre tu marca. Para esto deberás identificar cuáles son los canales que se adaptan, no solo a tus necesidades, sino a las de tu público meta, comunica tus ventajas competitivas, da a conocer las fortalezas de tu equipo de trabajo, los procesos internos y genera espacios de relación y testimonios positivos.
  4. Diferénciate, minimiza costos, enfócate en tu público, ponte en sus zapatos y propón todas las mejoras que sean necesarias apoyándote en las siete P del marketing.

Te propongo que pruebes y trates de subirte sobre una silla, es probable que observes lo mismo, pero si te fijas bien de seguro aparecerán nuevos elementos que, en la posición anterior, en la que generalmente todos estamos, no habías visualizado. El salir de la zona de confort, poner en práctica nuevas ideas, experimentarlas, compartirlas con tu público meta y sobre todo escuchar sus criterios, hará que a tu proyecto acudan quienes consideren que han sido tomados en cuenta y reciben justo lo que necesitaban.

La razón de cualquier emprendimiento es el cliente, enfoca tus esfuerzos en atraerlo y retenerlo. Si queda complacido se convertirá en tu mejor promotor

To make a comment you must be logged in.